Anguiano

Vista del pueblo de Anguiano desde Cueva Nuño o Trómbalos. Foto Chema
Vista del pueblo de Anguiano desde Cueva Nuño o Trómbalos. Foto Chema

Leyendas y Crónicas

Leyenda: Cueva Nuño o Trómbalos

Cuenta la Leyenda que en Cueva Nuño o Trómbalos, situada en un roquedo de la margen izquierda del Najerilla con entrada desde una ladera y salida a un precipicio que comunicaba con el río, vivía con su hijo un bandido, natural de Montenegro y de nombre Nuño. Desde allí acechaba y robaba a todos los campesinos que transitaban el lugar.

Un día, cuando el hijo de Nuño intentaba coger agua desde la impresionante salida de la cueva que comunicaba con el río, trágicamente se precipitó al vacío. Desde aquél momento, su padre arrepentido de todo el mal que había realizado, comenzó a rezar por su hijo y por sus culpas, hasta que un buen día, recibió la visita de un ángel, que le indicó: “(Valvanera, llamado así por los numerosos ríos y barrancos que lo surcan)

Buscó ayuda en el sacerdote de Brieva, Domingo.

Durante muchos días estuvo Nuño junto al clérigo abriéndose paso entre la maleza hasta llegar a la Virgen de Valvanera, a la que rescataron y cobijaron en una cercana Ermita, llamada del Cristo.